HomeGuías, Consejos y Tutoriales HosteleríaLa mejor forma para afilar cuchillos: tipos de afiladores
La mejor forma para afilar cuchillos: tipos de afiladores

La mejor forma para afilar cuchillos: tipos de afiladores

Afilar cuchillos es una práctica que no todo el mundo tiene en cuenta. Hasta el cuchillo más bueno del mercado va a necesitar ser afilado en algún momento determinado o periódicamente. Realmente, afilar cuchillos es mucho más sencillo de lo que pueda llegar a parecer. No obstante, es cierto que si no se dispone del material adecuado para realizar un buen afilado, no habrá servido para nada e incluso podemos deteriorar nuestros cuchillos. 

Los motivos por los cuales los cuchillos pierden el filo de la hoja es por el paso del tiempo o por un uso y cuidado inadecuados. Por ejemplo, es muy importante trabajar con los cuchillos en tablas especiales para cortar (madera, polietileno) para que las superficies duras (encimeras de cocina) no estropeen el ángulo de corte. Otro ejemplo de factores que estropean el filo de los cuchillos serían algunos alimentos o detergentes.  Hay alimentos, como el limón, que corroen el cuchillo a la larga. En el caso de los detergentes o jabones, si estos son muy agresivos también los estropean. 

Hace poco os listé los cuchillos que son casi imprescindibles en cocinas. Ahora es el turno de saber de qué forma podrás conservarlos y cuidarlos a base de un buen afilado según el tipo de maquinaria del que dispongas. Y no solo con el afilado se cuidan mejor, sino que te facilitan la faena. Un cuchillo afilado a parte de ser más seguro es más preciso y te facilitará su ejecución ya que no tendrás que realizar tanta fuerza. 

Si no sabes cómo afilar cuchillos, te indicaré las formas más básicas y efectivas, ¡sigue leyendo!

También te interesará  Cómo hacer Sushi. Receta Sushi.

 

Afilar cuchillos: diferentes tipos de afilador

Afilar cuchillos

En el mercado existe una gran variedad de afiladores, tanto manuales como eléctricos, con diferentes formas, tamaños o diseños. Tanto los manuales como los eléctricos acaban haciendo la misma función pero tienen sus pros y contras que harán que te acabes decidiendo por uno según tus necesidades.

 

Afilar cuchillos con afilador eléctrico

Afilador eléctricoEstos afiladores, al ser eléctricos, acaban resultando mucho más prácticos y fáciles de utilizar. Te ahorran tiempo y esfuerzo para afilar tus cuchillos, algo a tener en cuenta si trabajabas en cocinas o bien no dispones de todo el tiempo que te gustaría cuando cocinas en casa. Eso sí, los de este tipo serán menos económicos que los afiladores manuales. 

Su funcionamiento es a través de un sistema de ranuras de muelas abrasivas que se accionan de forma automática con un simple botón. Hay algunos afiladores que las muelas abrasivas las tiene de diamante. Sus ranuras suelen tener guías de dirección para que el afilado sea más efectivo y quede un mejor resultado.

Eso sí, no todos los afiladores eléctricos afilan todo tipo de cuchillo. Ten en cuenta que muchos no afilarán cuchillos de sierra, pero eso deberán especificarlo las propias marcas de los afiladores. Hay algunos más completos que ya disponen de varias ranuras para afilar diferentes tipos de cuchillos o incluso tijeras.

 

Afilar cuchillos con afilador manual

Afilador manualEl punto positivo de los afiladores manuales, a parte de resultar más económicos, estos son más compactos y portátiles. Eso sí, no cualquiera podría afilar manualmente los cuchillos de una forma adecuada. Se necesita cierta experiencia y técnica para afilar de una forma en la que no se dañe ni desgaste el filo.

También te interesará  Tipos de turrones de obrador

Los tipos de afilador manuales que existen son los de piedra, de chaira o acero. Para saber qué tipo elegir, dependerá según el material de los cuchillos que quieras afilar. El material para el afilado deberá ser de mayor dureza que la del propio cuchillo para que sea efectivo. 

La diferencia con estos afiladores es que simplemente deberás pasar el cuchillo por las aberturas que incorporan esos afiladores e ir trayendo la hoja hacia ti. Por lo general, primero deberás pasarlo por el grano más grueso para desgastar y luego finalizar con la abertura más fina que la perfilará y pulirá.

 

Otras formas para afilar cuchillos

Afilar cuchillo piedra al agua

Existen otras formas más allá de los afiladores manuales o eléctricos disponibles en el mercado. A parte de llevar tus cuchillos a un especialista en el asunto, puedes también afilar tus cuchillos con piedra de afilar al agua. 

Este método se conoce poco pero da unos resultados increíbles. Es mucho más preciso, avanzado y más complicado si nunca lo has realizado o visto anteriormente. Las piedras que se utilizan están hechas de conglomerado de gravilla de varios grosores. Deberás escoger la piedra con el gradiente que necesite el cuchillo que vas a afilar, más grueso o más fino. Si empiezas, mejor hazlo por el más grueso y de ahí ve utilizando más fino con el tiempo, pero no empieces con el más fino la primera vez.

Para poder afilar cuchillos a la piedra primero se debe sumergir la piedra en agua durante unos 5 o 10 minutos. Sabrás que la piedra está lista cuando deje de burbujear. Cuando lo esté, entonces coloca la piedra sobre un trapo húmedo (o soporte, si es que tiene alguno) para asegurarte de que no se moverá durante el afilado. Es importante que vayas manteniendo húmeda la piedra y no retires los restos de acero que vayan saliendo. Estos restos de acero ayudan al afilado. Deberás ir manteniendo el mismo ángulo de apoyo del cuchillo sobre la piedra y realizar movimientos que hagan que la totalidad de la hoja acabe pasando por la piedra.

También te interesará  Chaquetillas de cocina: ¿qué debo tener en cuenta?

 


Muchas gracias por leer este post. Si te ha ha gustado y te ha sido útil ¡compártelo!


 

Comunicadora audiovisual y blogger. Muy fan de todo lo relacionado con la gastronomía, fotografía y vídeo.

Más en cuchillos, afilador, afiladores
Cuchillos de cocina; diferentes tipos, usos y cuidados
Cuchillos de cocina; diferentes tipos y usos

Cerrar