HomeBares: guías y trucosEl té, un placer para los sentidos
tipos de te

El té, un placer para los sentidos

El té, ¡qué gran descubrimiento! Esta bebida tan beneficiosa para nuestra salud que también puede ofrecernos grandes momentos de relax y bienestar. Que sea una de las bebidas más consumidas en el mundo no es casualidad, gracias a sus múltiples beneficios, muchas personas ya han incorporado el té a su rutina diaria y se ha convertido en su estilo de vida. Déjate llevar y únete al placer de tomar un buen té con una buena selección de tés Premium como la de Aromas de té.  En el siguiente post te animamos a descubrir el maravilloso mundo del té, su origen, sus propiedades y beneficios.

El Té

el te

Origen del té

El té es la infusión preparada con las hojas y brotes de la planta del té llamada Camellia sinensis. Existen otras infusiones que entre sus componentes no contienen la planta del té, pero sin embargo llevan el nombre. Un ejemplo es el té rooibos, que es una infusión de la planta rooibos (Aspalathus linearis), de origen sudafricano, popular en Sudamérica y que se ha extendido por todo el mundo.

El origen del té lo encontramos en China, donde era costumbre servir hojas de la planta del té. Se utilizó por primera vez hacia el año 250 a. C. y desde ese momento se ha expandido a todas las regiones del mundo con una gran aceptación de los consumidores. En Europa, Inglaterra es el país donde el té goza de más popularidad, allí llegó a todas las clases sociales, pobres y ricos.

También te interesará  Equipamiento básico para tu Cocina de Bar

Esta bebida, era consumida inicialmente como un tónico medicinal pero su popularidad fue creciendo hasta convertirse en una bebida mística que desarrolló nuevas tradiciones y rituales para su consumo.

 

Tipos de té

tipos te

Existen diferentes variedades de té. Dependiendo del procedimiento y del tratamiento al que se sometan las hojas del té, estamos hablando de diferentes tipos, con propiedades y sabores diferentes, todos ellos preparados a partir de las hojas de la planta Camellia sinensis.

  • Té verde

Es elaborado con hojas de té no fermentadas, sus hojas no se han oxidado y presenta un sabor más fresco que otros tipos de té. El té verde tiene grandes beneficios para la salud gracias a su poder antioxidante, a su bajo nivel de teína y a la aportación de diferentes vitaminas y minerales.

  • Té rojo

Sus hojas han sido semifermentadas y el resultado de su preparación es un té de color rojo (como bien indica su nombre). Tiene un sabor más fuerte y tiene propiedades antioxidantes y digestivas. Perfecto para levantar el estado de ánimo y sirve de gran ayuda en dietas depurativas.

  • Té Negro

Este té tiene un nivel de oxidación completa. Da lugar a una infusión rojiza y oscura, y es el té con mayor nivel de teína. Como beneficios podríamos decir que el té negro mejora la circulación sanguínea y tiene muchos beneficios para el corazón.

  • Té blanco

Llamado así porque los pelos en la parte inferior de las hojas dan a las hojas de té secas un color blanco plateado. Sus hojas no se han oxidado. Este té combate el envejecimiento y reduce el riego de padecer cáncer, así como de enfermedades cardiovasculares.

  • Té azul
También te interesará  6 consejos de marketing para restaurantes y Bares

También llamado té Oolong. Tiene un grado de oxidación media entre los tés negros y los tés verdes. Destaca su poder antioxidante, ayuda a combatir el colesterol y mantiene el estado de la piel.

Propiedades y beneficios del té

  • Es diurético, nos ayuda a eliminar toxinas de nuestro cuerpo.
  • Es antioxidante, ayuda a retrasar el proceso de envejecimiento, regenerar y reparar las células.
  • Reduce accidentes cardiovasculares, ayuda a reducir el riesgo de hipertensión arterial mejora la circulación sanguínea y previene los accidentes cerebrovasculares y ataques cardíacos. También ayuda a disminuir la presión arterial.
  • Beber té te mantiene siempre hidratado, además, ayuda en la digestión.
  • No tiene calorías y ayuda a reducir la grasa corporal.
  • Ayuda a fortalecer el sistema inmunológico y regula el funcionamiento de las defensas del cuerpo.

Recomendaciones de uso

  • Temperatura del agua: puede variar dependiendo del tipo de té que queramos preparar. Su temperatura puede oscilar entre los 50º – 80º según la variedad de té verde o blanco, y más caliente, 90º – 95º, en el caso del té negro. Lo ideal es que el agua no llegue completamente a su punto de ebullición. Si se superara esta temperatura, el sabor y el olor del té se podría ver perjudicado.
  • El tiempo: en general, el té negro y el azul se deben preparar entre 3-5 minutos, el té verde 2-3 minutos, el rojo 3 minutos y el blanco 5-10 minutos.
  • El recipiente: es importante que sea un recipiente transparente para así poder apreciar el color del té.
  • Instrumentos o accesorios: existen las tisaneras (tazas de té o tazas con flitro), los termos herméticos para poder disfrutar de tu bebida favorita caliente durante toda la mañana, los vasos térmicos para poder conservar la temperatura y llevar tu té en el trabajo o las latas de té para conservar el té en las mejores condiciones posibles.
  • Cómo tomarlo: el té se puede tomar mediante infusiones y también se puede añadir a tus recetas, éste ayudará a dar a tus platos un toque exótico y sorprendente. Lo puedes añadir en las ensaladas o incluso en las carnes para marinar los guisos o cocidos.
También te interesará  Ten todo listo para el Black Friday Hostelería

¿Te ha gustado?

Deja tu valoración

Media de votos / 5. Número de votos:

No votes so far! Be the first to rate this post.

Bloggera gastronómica, Enamorada de todo lo relacionado con gastronomía, restauración y hostelería. Viajar es un gran placer y si va acompañado de buena comida y compañía aún mejor.

Más en consejos, gastronomia
mariscos gallegos
Las delicias del marisco gallego

Cerrar